top of page

11 consejos para mantener la buena higiene en la cocina




Una higiene en la cocina no debe limitarse a mantener limpio el espacio de trabajo sino también a tener cuidado en cómo lavas, manipulas y cocinas los alimentos.

En este artículo conocerás 11 consejos para mantener la buena higiene en la cocina. ¡No te pierdas ningún detalle!

Consejos para mantener la buena higiene en la cocina

Cualquier descuido en la limpieza de la cocina o en la preparación de los alimentos puede llevar a la contaminación y propagación de bacterias. ¿Quieres evitarlo? Conoce 11 consejos para mantener la buena higiene en la cocina:

1. Extrema tu higiene personal

Lávate cuidadosamente las manos. Siempre que se manipule un alimento, es recomendable lavarse las manos.

Es obligatorio lavar las manos bien antes de manipular un alimento. Asimismo, antes de cocinar asegúrate de no usar joyas, relojes, anillos o similares. Lo anterior porque los objetos pueden contener suciedad y microorganismos que contaminen los alimentos.

2. No cocines teniendo enfermedades

Si tienes algún síntoma de una enfermedad (gastrointestinal o no) es recomendable no manipular alimentos.

3. Asegúrate que no haya un animal en contacto con los alimentos

Evita que los animales toquen o estén cerca de los alimentos que vas a comer.

4. Mantén las superficies en el contacto con los alimentos limpias

Es importante que mantengas las superficies y utensilios limpios en contacto con alimentos. Es recomendable utilizar el papel de cocinar en vez de trapos o esponjas. Lo anterior porque contienen más cantidad de microorganismos.

Si prefieres trapos o esponjas, asegúrate de cambiarlos a menudo y estar desinfectados.

5. Cocina apropiadamente los alimentos

Para acabar con las bacterias, los alimentos necesitan calentarse a 70°C por 2 minutos.

Es fundamental asegurarse de que los alimentos estén correctamente descongelados. De esta manera no habrá zonas crudas.

6. Tapa bien los alimentos

Cualquier alimento debe estar correctamente tapado y bien protegido. De esta manera, evitar que los insectos, polvos y otros contaminantes potenciales no infecten la comida.

7. Refrigera lo que te sobre de los alimentos

Después de cocinar, refrigerar la comida de inmediato. No es recomendable permitir que los alimentos lleguen a estar a temperatura ambiente, porque a esa temperatura las bacterias se multiplican más rápido.

Por la misma razón, refrigera las sobras de comida.

8. Descongela los alimentos en la nevera o microondas

Descongela los alimentos en la nevera o con ayuda del microondas. Por el punto anterior, no hagas que se descongele a temperatura ambiente.

9. Usa diferentes utensilios para diferentes alimentos

Debes tener cuidado con la contaminación cruzada. Utiliza las superficies y utensilios (platos, cuchillos, tablas de corte, entre otros) diferentes.

Las tablas, platos o cubiertos que hayas utilizado para alimentos crudos, no pueden utilizarse para alimentos cocinados. Es por esto que debes lavar cada implemento.

10. Deja para el final los alimentos refrigerados o congelados

Al comprar cualquier alimento, asegúrate de refrigerarlos o congelarlos al llegar a casa. Para aquellos cuya fecha de vencimiento es corta, deben ser consumidos en 2 o 4 días.

11. Limpia la nevera y el congelador regularmente

Mantén tu nevera y congelador siempre limpios y en buen estado. Esto también tiene que ver con la temperatura del refrigerador, la cual debe estar entre 0°C y 4 °C en las zonas donde haya carne y pescado fresco.

8 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page