top of page

Alitas de pollo vs boneless: ¿Cuál es mejor?



Con el boom de las alitas de pollo, los restaurantes, bares y franquicias han decidido aprovecharse de su éxito comercial, para incorporar nuevos productos a sus cartas.

Y lo hacen con suma inteligencia. ¿Cuantas veces no hemos visto un súper combo de alitas de pollo, acompañadas de papas fritas, refresco y de Boneless?

Así es, la mayoría del tiempo.

Mira como a pesar de ser productos que van de la mano, la gente hoy en día sigue discutiendo sobre cuál de los dos es más delicioso.

Veamos los detalles

¿Qué son los boneless de pollo?

Probablemente el término no te suena tan familiar como “alitas de pollo”, no obstante, estos productos se están volviendo muy famosos en la mayoría de los negocios que empezaron a comercializar alitas marinadas.

Los boneless no deben confundirse con piezas de pollo enteras deshuesadas (aunque eso básicamente quiere decir su nombre) o con nuggets. Este singular producto consta de pechuga de pollo cortada en trozos pequeños o medianos, la cual es sumergida en harina y a la que se le agregan condimentos y salsas especiales, para darles ese toque tan característico.

Gracias a su increíble sabor y a que son piezas sumamente fáciles de comer y de digerir, los boneless causan discordia entre los amantes acérrimos de las alitas y las personas que buscan otra opción para degustar el pollo.

¿Qué es lo que nos dicen los números?

Definitivamente, los boneless de pollo dan cada vez más de qué hablar. Las búsquedas en google trends marcan un alza de personas interesadas en recetas de boneless y lugares en donde consumirlos.

No obstante, aunque puede ser que se hable mucho de los boneless y que incluso grandes marcas hayan decidido incorporarlos a sus productos. Los resultados de las compañías reflejan, que es indiscutible pensar siquiera en competir con las alitas.

Las alitas se mantienen en la preferencia de los consumidores

No tenemos claro si es por costumbre o tradición, pero las alitas siguen consumiéndose por toneladas. No hay competencia para ellas y la demanda de estas piezas aumenta día con día. Tal parece que las personas han optado por integrarlas inclusive en su dieta cotidiana.

Las alitas les generan a las granjas industriales y a los grandes comercios ganancias millonarias. El deporte por televisión ha impulsado su consumo en cantidades monstruosas y por lo menos en este año, no se ve que algún producto pueda hacerles competencia.

Tú decides, pollo con hueso o sin hueso

Al final, la decisión es solo tuya. No hay porqué pelearse con tu compañero si el ama las alitas o los boneless. ¿Por qué no disfrutar de ambos?

Así que ya lo sabes. Esta temporada toma tu móvil y pide un buen paquete de alitas y de boneless a tu domicilio. Disfruta de una gran película en familia o de ver tu deporte favorito comiendo esos snacks tan llenos de sabor y acompáñalos con tus salsas y aderezos favoritos.

Ya sea sin hueso o con hueso, el pollo es simplemente delicioso.

422 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page